Anuncios

Lejos de la ciudad uno pensaría que se vive en mayor tranquilidad y paz. Sin embargo, la realidad es otra para la comunidad de Barretos. La existencia de ductos de Pemex en esta zona y lo desolado de gran parte de ella, han provocado que el robo de hidrocarburos haya arrastrado una ola de violencia que para nada era habitual. 

Los habitantes de este lugar que se encuentra a unos 30 kilómetros de la zona urbana, no han podido asimilar que les hayan arrebatado la calma en la que vivían. “Aquí pasan carros, camionetas, y aventando más bala que la fregada”, relató hace tiempo uno de sus habitantes. 

TE PUEDE INTERESAR: El dolor y la alegría tras la apertura de los panteones en León

El último acontecimiento que sacudió a la comunidad, ocurrió el jueves 29 de abril cuando un cuerpo aparentemente con disparos de arma de fuego, fue localizado a unos metros de la carretera a Santa Ana del Conde. Al lugar de los hechos acudió la policía y posteriormente las autoridades ministeriales.

Este caso representó el homicidio doloso número 59 de los 65 que fueron registrados en este último mes en León.  Como en muchos de ellos, sin ningún detenido y sin que las investigaciones puedan determinar el motivo de los crímenes. 

Dos meses antes, el terror se trasladó a la carretera Barretos-Rancho Nuevo Lindero, cuando dos hombres viajaban en una motocicleta, hasta que fueron interceptados por sujetos armados a bordo de una camioneta. Sin más, abrieron fuego contra ellos, dejaron una cartulina junto a la persona que fue abatida, para después huir.

Rodrigo alias “El Maleco”, habitante de la comunidad de Barretos, perdió la vida a los 45 años de edad, mientras la persona que lo acompañaba quedó gravemente herido y fue llevado a un hospital de emergencia. 

“Ya está mal el rancho, tengo más de 20 años viviendo aquí, antes era muy tranquilo no pasaba nada, pero de un tiempo para acá si han pasado muchos asesinatos en los alrededores”, comentaba una vecina tiempo atrás.

¿QUÉ TRANSFORMÓ A ESTA COMUNIDAD? 

Desde hace un par de años, estas comunidades al sur de León se convirtieron en un foco rojo por la contienda entre grupos delictivos dedicados al huachicoleo. Por más que el gobierno mantenga el discurso que esto se erradicó, el problema persiste. 

Apenas el mes pasado, el Periódico Correo publicaba la nota “Huachicol: principal motivo por el que el crimen organizado acecha a Guanajuato”, en donde de acuerdo a cifras de las propias autoridades estatales, cerca del 90 por ciento de los homicidios dolosos del año pasado en la entidad fueron vinculados a grupos delictivos de esta índole. 

Estos delincuentes aprovechan las condiciones de poco patrullaje y estar aislados de la urbe, para comercializar la venta de hidrocarburos robados en Barretos, pero que a la postre genera conflictos violentos entre diferentes bandos. 

Por eso el llamado de esta comunidad con cerca de mil 300 habitantes, una de las 15 localidades rurales más grandes de León, para aumentar la seguridad y atacar de raíz los problemas que les hicieron perder la tranquilidad de la zona.

¿Quieres recibir más historias similares, apoyos sociales, recomendaciones y noticias cercanas a tu localidad? 

Te invitamos a registrarte en nuestra página. Sólo necesitas escribir tu correo electrónico en la imagen que aparece al abrir la nota y recibirás nuestro NEWSLETTER sin ningún costo. 

Un NEWSLETTER es una publicación que te enviamos de lunes a viernes a tu correo. Aquí encontrarás historias de autor, información sobre apoyos gubernamentales, ofertas de trabajo, recomendaciones de negocios y problemáticas sociales de las distintas localidades de Guanajuato.

Read more