Anuncios

Parque Bicentenario, Flor del Bosque, Amalucan y Centenario, son algunos de los espacios que se encuentran en abandono.

Los parques en el estado de Puebla lucen desolados pese a que se encuentran abiertos al público a fin de que continúen con las actividades deportivas.

Se pensaría que debido a que los gimnasios se encuentran con limitaciones para poder laborar, la gente optaría por estos espacios, sin embargo, la situación es diferente, ya que muy pocos ciudadanos acuden a estos parques.
Aunado a ello, dichos lugares no cuentan con mantenimiento al cien por ciento, no hay luminaria, ya que las lámparas lucen con la caja de la batería abierta y sin el artefacto.

Ese es el caso delparque del Centenario mejor conocido como Laguna de Chapulco, el cual, a 11 años de su inauguración permanece con la luminaria defectuosa y hasta oxidada. Además, la vegetación ha hecho de las suyas y ha sobresalido de los puentes que conectan varios atractivos del lugar, los cuales lucen carcomidos por el sol.
Una situación es similar en el Parque Amalucan, donde las viales peatonales se encuentran con imperfecciones que en caso de que se utilicen para correr podrían ocasionar accidentes.

Las lagunas lucen secas y sucias por la falta de mantenimiento por parte de los encargados. Por si fuera poco, es aquí en donde las áreas de juegos e inclusive bancas están restringidas para quienes acuden al lugar.
Al entrar, los guardias de seguridad indican que la estancia es máxima de 40 minutos, además de mantener el uso del cubrebocas durante todo el trayecto de las 74 hectáreas, mismas que se han visto rebasadas por la maleza.

Este proyecto que fue inaugurado con una inversión de 324 millones de pesos, y es el más grande de la capital con 74 hectáreas de extensión, en su momento se destacó que beneficiaría a más de 300 mil habitantes de 128 colonias del municipio, sin embargo, actualmente registra pocas visitas.

Como éste, también está el Parque Bicentenario ubicado en la junta auxiliar de San Francisco Totimehuacán, el cual se encuentra desolado, ya que, al ubicarse en una zona alejada de dicha comunidad, la gente frecuenta muy poco este sitio debido a que la manera más factible para acudir es en automóvil o bicicleta.

Así también el parque estatal Flor del Bosque, el cual cuenta con 664 hectáreas se mantiene en buenas condiciones, pero sin afluencia de personas, pues, aunque en su momento fue rehabilitado por la administración de Rafael Moreno Valle con recursos por 170 millones de pesos, hoy está en el abandono de la ciudadanía.
Son muy pocas personas las que llegan al lugar, por lo que los atractivos como el aviario y locales de comida se encuentran cerrados, inclusive, las albercas están sucias y sin agua, mientras que en otras están llenas de moho y con basura de la misma naturaleza.
Ante tal panorama la apertura de algunos espacios que se encontraban cerrados por la pandemia, continúan sin que se haga uso de ellos, por lo que el coronavirus no solo ha afectado a las personas, sino también a los espacios recreativos.

Read more