Anuncios

Pero el confinamiento que arruinó a muchos fue el mismo que le permitió ver un área de oportunidad y, ahora, con luz verde para volver a operar sus juegos mecánicos abrirá su propio mini parque de diversiones en Amalucan.

“La pandemia puso en pausa mi trabajo, llevo año y 4 meses sin percibir dinero por ello, sin la feria de puebla, ni eventos patronales he tenido que llevar sustento a mi casa con otros empleos” refirió.

A 25 años de iniciarse como feriero, Aldo Barcastell decidió poner su propio mini parque de diversiones que estará en Amalucan.

Éste, además de juegos tradicionales con carritos chocones, carrusel, rueda de la fortuna y comida rápida contará con actividades culturales para niños y jóvenes.

El mini parque de diversiones se llamará “El reino mágico” operará en Amalucan de forma fija y para iniciar operaciones solo falta la supervisión de Protección Civil.

Aldo Barcastell afirma que, al ser la feria y los espectáculos una actividad no esencial las autoridades poco pensaron en sus necesidades de retornar al trabajo en la nueva normalidad, sin embargo, él dará empleo a 20 personas que subsisten de la operación, armado y taquilla de los juegos de feria.

La esperanza de Aldo es que las autoridades pertinentes le autoricen todos los permisos para iniciar operaciones de Reino Mágico, también, afirma que hará paquetes para que todos tengan acceso a su mini parque de diversiones.

 

RETORNO SEGURO

 

El pasado 31 de mayo el gobierno del estado emitió un nuevo decreto para permitir ferias con un aforo del 50%, respetando la sana distancia y protocolos sanitarios.

Read more